Ruta de Sección: Inicio > Ensayos > El amor no es un sentimiento...

Artículos - Jackson Peterson

La Liberación en Dzogchen - Realización Inmediata

por Jackson Peterson 5 de septiembre de 2012
Jackson Peterson

Recomiendo guardar este texto ya que también he incluido muchas instrucciones poderosas para señalar de varios Maestros Dzogchen y textos. Este texto pretende ser una "introducción directa a Rigpa".

¿Qué es la liberación en Dzogchen?

La definición básica y clave de "liberación" en las enseñanzas de Dzogchen es una condición donde la mente reconoce su verdadera condición. No es una mente reconociendo a otra mente, una mente superior, sino más bien reconociendo la naturaleza esencial de nuestra conciencia actual, nuestra mente sintiente que percibe y conoce.

Si nos tomamos un momento para reflexionar sobre nuestra presencia consciente de la mente, podemos tener una idea de esto al mirar por nuestros ojos. Luego, en cierto modo "mira atrás" mentalmente a eso que está "mirando" por los ojos. Tal vez puedes observar lo que parece ser un centro de conciencia detrás de los ojos o en los ojos u ocupando el espacio de la cabeza. El punto principal es que tienes un cierto sentido de localización desde donde pareces estar mirando. Mira hacia atrás dentro de esta conciencia consciente. ¿Tiene alguna forma o color? ¿Tiene un centro real? ¿Tiene alguna sustancia en absoluto? ¿Tiene esta conciencia algún sentido de un yo o identidad que no sean los pensamientos que definen un yo, que pasan por ella? ¿Te parece como un espacio vacío consciente? ¿Tiene fronteras o límites? Solo date cuenta de la naturaleza de tu mente por unos minutos.

Puedes notar que los pensamientos surgen y se disuelven dentro de este espacio vacío y consciente. Puedes notar las diversas percepciones que surgen y cambian en el espacio de este vacío consciente. Ahora date cuenta de la cualidad desnuda de la conciencia misma. Es transparente, invisible y sin forma, ¿verdad? Sin embargo, está totalmente alerta y presente, ¿de acuerdo?

De Padmasamhava vía Karma Lingpa:

"Y en el momento presente, cuando (tu mente) permanece en su propia condición sin construir nada, la conciencia, en ese momento, en sí misma es bastante común. Y cuando te miras a ti mismo de esta manera desnudo (sin ningún pensamiento discursivo),

...Ya que solo existe esta observación pura, se encontrará una claridad lúcida sin que nadie esté ahí como el observador; sólo una conciencia manifiesta desnuda está presente. (Esta conciencia) está vacía y es inmaculadamente pura, no creada por nada en absoluto...

Es auténtica y no adulterada, sin ninguna dualidad de claridad y vacuidad."

Aquí hay una cita del famoso Longchenpa , Maestro de Dzogchen Tibetano del siglo 14:

"La conciencia permanece como el aspecto que es consciente en cualquier circunstancia, y así ocurre de forma natural, sin transición ni cambio. Por esta razón, esto debe entenderse como que es, en última instancia, la Talidad permanente."

Una vez más, observa desde la perspectiva de ser una "presencia consciente vacía e inmutable" cómo surgen, cambian y desaparecen los pensamientos y las experiencias, pero esta presencia consciente vacía desde la cual y a través de la cual todos estos pensamientos vienen y van, permanece inmóvil. Esta es tu "presencia inmutable". Es como si fueras un espejo, el cristal inmutable del espejo. Los reflejos surgen y se disuelven dentro de ti y como el cristal del espejo, no eres modificado ni condicionado por ninguno de esos reflejos. Esta es tu "naturaleza inmutable". Esto es como las estrellas en el cielo nocturno que se reflejan claramente en un estanque de agua clara.

Nada puede condicionar este espacio consciente vacío que siempre eres. Ahora, con los ojos abiertos y mirando hacia afuera, "mira" atrás a tu estado de observación que siempre está presente pero sin ninguna entidad o noción de un yo presente como observador personal. Es solo observación o conciencia abierta y vacía. Esta "observación" vacía y desnuda, que es el lugar desde donde estás mirando, no tiene nombre, ni historia, ni karma, ni condicionamiento, ni ignorancia, ni conceptos, ni centro, ni límites, es inmutable. Reconoce esta presencia alerta y vacía como la naturaleza esencial de la mente. Si repentinamente "reconoces" esto en un momento de auténtica comprensión (insight), eso es Rigpa, la sabiduría que conoce tu verdadera naturaleza. Esto es como el sol iluminando el cielo del amanecer.

Una vez realizado, solo continúas en ese reconocimiento. Pueden surgir dudas o pensamientos diversos, pero nuevamente, solo date cuenta de cómo surgen y se disuelven en el espacio vacío de tu conciencia inmutable. No pueden condicionar la naturaleza de esta observación pura. De hecho, son solo el juego espontáneo de tu propia conciencia, como olas de conciencia vacía. Al darte cuenta de que los pensamientos, sentimientos y percepciones son solo olas vacías de la conciencia misma, que no tienen sustancia, simplemente se auto-liberan al surgir. De esta manera, la Claridad de la conciencia misma se aparece a sí misma como estos mismos pensamientos, sentimientos y percepciones. Esto es como verter agua clara en agua clara.

Y simplemente continuamos en este reconocimiento que surge espontáneamente en cada momento. Esto es como liberar a un prisionero que nunca estuvo en cautiverio.

"Entonces, lo feo o lo bello, las condiciones positivas o negativas, los cielos o los infiernos o la transmigración no afectan de ninguna manera a la naturaleza subyacente de la consciencia que es el estado del espejo mismo." - Namkhai Norbu Rinpoche

Aquí hay una cita de un Tantra Dzogchen fundamental o texto escritural, llamado " The Heaped Jewels". Esto resume completamente el método único de la práctica Dzogchen:

"Cuando alguien descansa en el estado natural sin concentración, la comprensión se manifiesta en la mente de ese individuo, sin que nadie tenga que enseñar todas las palabras por las cuales la mente entiende estos significados. A medida que esta comprensión surge en la mente, todo lo que no es manifiesto y todas las apariencias sensoriales, que en sí mismas no implican conceptos, se consideran naturalmente puras. Así, de una manera no obstruida, todo se convierte en una expresión de la unidad suprema de vacuidad y lucidez."

"La mente está posicionada en el estado de conciencia desnuda, no hay dirección de la mente. Uno no está buscando nada dentro y no está buscando nada fuera. Simplemente uno deja que la mente descanse en su propio estado natural. La naturaleza de la mente vacía, clara y sin impedimentos puede experimentarse si podemos descansar en un estado de conciencia desnuda sin distracción ni artificios y sin que se pierda la chispa de la conciencia. La naturaleza pura de la mente nos trae a la memoria una imagen del sol o la luna, un cuerpo luminoso."

Kalu Rinpoche

"Mientras tanto, siempre hay un percibir, una presencia y una 'conciencia de' los momentos sin pensamiento, de los momentos con pensamiento. Y este percibir, esta conciencia de la presencia de ambos momentos del naypa (calma), del gyuwa (movimiento del pensamiento), esa presencia que es consciente de ambos la llamamos rigpa."

Namkhai Norbu Rinpoche

"Entonces siempre existe en ese momento, aunque no haya pensamiento, una especie de presencia o conciencia. Y esa presencia, ese darse cuenta o percibir, se llama Rigpa."

"Pero en el sentido absoluto, la condición subyacente del individuo, su consciencia primordial nunca ha sido y nunca puede ser impedida u obstaculizada."

"Todo lo que surja en la mente, la conciencia de eso, la presencia de ese estado de todo lo que surja, es en sí mismo Rigpa. Este tipo de presencia o conciencia no es un concepto, sino que es una experiencia directa. Está más allá de cualquier concepto. Uno continúa estando más allá del concepto y continuamente se encuentra en este conocimiento o presencia. Esta es la esencia de todo lo que hablamos en las enseñanzas Upadesha."

Del maestro Dzogchen, Lopon Tenzin Namdak:

"En cualquier caso, lo más importante, tanto al principio como después, es relajarse. El Estado natural ya está plenamente presente desde el principio, por lo que no es necesario inducirlo ni forzarlo. Solo relájate y deja que todo sea. Está todo ahí. Ese es el camino del Dzogchen."

"El solo hecho de permanecer continuamente en un claro sentido de presencia sin aferrarnos a nada nos dará una sensación de felicidad inefable. Seguimos viendo todas las montañas, lagos, árboles, casas, personas, etc., que existen en el mundo, pero no nos distraeremos por nada de lo que veamos o escuchemos. Nos mantenemos en un sentido de presencia (Rigpa) que es radiante y claro, al igual que un espejo que refleja todas estas mismas cosas en el mundo, pero no se ve afectado o cambiado por lo que refleja. Nos volvemos como ese espejo. Todos ellos son simplemente reflexiones y no provocan cambios ni modificaciones en nuestro estado natural.

No importa en qué circunstancias o en qué mundos nos encontremos, estamos sin expectativas ni cambios. Somos justamente lo que somos, el Estado natural que es como un espejo. Es claro y vacío, y sin embargo refleja todo, todas las existencias posibles y todas las vidas posibles. Pero nunca cambia y no depende de nada más. Es solo sí mismo, y nada especial. Incluso si la mente se siente aburrida, somnolienta o agitada, el estado natural no se ve afectado ni modificado por esto. Por lo tanto, no hay nada que eliminar ni nada que purificar de ninguna manera en particular."