Ruta de Sección: Inicio > Libros > Artículo

Libros - U.G. Krishnamurti

el pensamiento es tu enemigo
Conversaciones mentalmente devastadoras con el hombre llamado U.G.

El pensamiento es tu enemigo

Descripción:

No existe ninguna enseñanza mía y nunca la habrá. "Enseñanza" no es la palabra adecuada. Enseñanza implica un método o un sistema, una técnica o una nueva forma de pensar para ser aplicada y llevar a cabo una transformación en tu manera de vivir. Lo que estoy diciendo está fuera del campo de la enseñanza; es simplemente una descripción del modo en que funciono. Es sólo una descripción del estado natural del hombre. Este es el modo en que, despojado de las maquinaciones del pensamiento, tú también funcionas (...)

La búsqueda de la felicidad es imposible porque no existe tal cosa como la felicidad permanente. Hay momentos de felicidad y hay momentos de infelicidad. Pero la exigencia de estar en un permanente estado de felicidad es el enemigo de este cuerpo (...)

El pensamiento en su nacimiento, en su origen, en su expresión y en su acción es muy fascista. Cuando uso la palabra "fascista" no la uso en el sentido político, sino que la utilizo para significar que el pensamiento controla y da forma a nuestro modo de pensar y a nuestras acciones.

Detalles del libro:
Título: EL PENSAMIENTO ES TU ENEMIGO
Subtítulo: Conversaciones mentalmente devastadoras con el hombre llamado U.G.
Título Original: Thought es your enemy
Autor: U.G. Krishnamurti
Editorial: Gulaab
Año de edición: 1999
Nº de páginas: 162
Encuadernación: Rústica
Formato: 13,3 x 21
ISBN: 978-8486797772

No existe ninguna enseñanza mía y nunca la habrá. "Enseñanza" no es la palabra adecuada. "Enseñanza" implica un método o un sistema, una técnica o una nueva forma de pensar para ser aplicada y llevar a cabo una transformación en tu manera de vivir. Lo que estoy diciendo está fuera del campo de la enseñanza; es simplemente una descripción del modo en que funciono. Es sólo una descripción del estado natural del hombre. Este es el modo en que, despojado de las maquinaciones del pensamiento, tú también funcionas.

El estado natural no es el estado de un ser realizado o de un hombre hecho Dios, no es una cosa para ser obtenida o alcanzada. No es una cosa que podamos querer o anhelar; está allí. Es estar vivo. Este estado es sólo la actividad funcional de la vida. Por "vida" no me refiero a algo abstracto; es la vida de los sentidos, funcionando de forma natural sin la interferencia de los pensamientos. Los pensamientos son unos intrusos que se entrometen en los asuntos de los sentidos. Tienen una motivación: los pensamientos dirigen la actividad de los sentidos para obtener algo de ellos y usarlos para darse a ellos mismos continuidad.

Tu estado natural no tiene ninguna relación con los estados religiosos de felicidad, beatitud y éxtasis; éstos pertenecen al campo de la experiencia. Los que han liderado al hombre en su búsqueda religiosa a través de los siglos, quizás hayan experimentado estos estados religiosos. También lo puedes hacer tú. Son estados de ser inducidos por el pensamiento, y así como vienen, se van. La consciencia de Krishna, la consciencia de Buda, la consciencia de Cristo, o la que tengas tú, no son más que viajes en la dirección equivocada; nunca pueden ser alcanzadas ni obtenidas por ningún hombre y mucho menos se les puede dar expresión. Este camino no te llevará a ninguna parte. No hay ningún oasis allá a lo lejos. Estás hipnotizado con la visión.